Economía
Imagen de archivo del Hospital Gregorio Marañón EFE
Imagen de archivo del Hospital Gregorio Marañón
|
Fuente
:
EFE

El impacto de la libre elección en la reducción de las listas de espera quirúrgicas

El Instituto Coordenadas reclama esta posibilidad ante la comparativa entre las comunidades autónomas que la ponen en práctica y las que no

0
Jue, 13 Jul 2017

Los pacientes de Cataluña, con 173 días de media, tienen que esperar más del triple que los pacientes de la sanidad pública madrileña para una intervención quirúrgica, y más del doble que un andaluz. Cataluña presenta además casi el triple de pacientes que País Vasco y Andalucía, porcentualmente y más del doble de pacientes que Madrid esperando a operarse. Así, 22,09 personas por cada 1.000 habitantes de la región catalana aguardan a ser intervenidos, mientras que en País Vasco son 7,87 por cada mil habitantes, en Andalucía 7,94 y en Madrid con 9,40.

“Los datos del informe SISLE-SNS, publicados por el Ministerio de Sanidad, ponen de manifiesto que existe una correlación entre la libre elección hospitalaria y las listas de espera quirúrgicas”, explica Jesús Sánchez Lambas, vicepresidente ejecutivo del Instituto Coordenadas. “Es significativo que, en aquellas comunidades en las que los pacientes pueden seleccionar libremente hospital público para una intervención quirúrgica, como es el caso de País Vasco, Madrid o Andalucía, las listas de espera quirúrgicas están muy por debajo de la media nacional. Desde el Instituto consideramos decisivo el impacto de la libre elección sobre las listas de espera, ya que posibilitan mejores tiempos de respuesta a los usuarios”, argumenta Sánchez Lambas.

Cataluña y Madrid, realidades opuestas

A 31 de diciembre de 2017, Cataluña contaba con 157.701 pacientes a la espera de una intervención quirúrgica, con una tasa por cada mil habitantes del 22,09 por cada mil habitantes. “La situación de las listas de espera en Cataluña, cuyos datos se han incorporado por primera vez al informe del Ministerio, resultan preocupantes, ya que sólo esta Comunidad concentra el 25 por ciento del total de los pacientes en lista de espera de toda España” afirma Sánchez Lambas.

En la Comunidad de Madrid, que en 2016 implantó su Plan Integral para la Mejora de las Listas de Espera, a finales del pasado año el número de pacientes en lista de espera era de 60.385, casi un tercio menos que en Cataluña, con una media de 9.40 personas por cada 1.000 habitantes esperando una operación. “La colaboración público-privada, a través de la gestión de hospitales públicos por parte de compañías privadas está dando sus frutos en Madrid, tal y como refleja el hecho de que se hayan reducido el último año tanto el número de pacientes en listas de espera en estos centros, frente al aumento en el resto de centros públicos, como el tiempo medio de espera”, añade Sánchez Lambas.